skeeze / Pixabay

Soluciones de Fijaciones en Madera

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on pinterest
Pinterest

Contenido

A veces es difícil escoger el sistema mas adecuado para la realización de uniones de tableros. Aparte de los clásicos sistemas de ensamblaje existen otros muchos.

 

Tornillos: Es el sistema mas empleado y en consecuencia el mas simple, el tornillo esta provisto de una rosca profunda, garantizando una unión resistente y perfecta. en el mercado existen los denominados auto roscantes, que por medio de un taladro atornillador nos permite introducir estos con toda facilidad, están provistos de un tipo de rosca que ella misma va realizando el auto roscado.

 

Casquillos Roscados: Se utilizan fundamentalmente para reforzar dos puntos donde hay que atornillar marcos de madera o tableros. La rosca exterior del casquillo queda anclada en uno de los elementos a unir. Para alojar el casquillo es necesario realizar un agujero con el taladro, e introducirlo con el destornillador. Existen en diferentes diámetros, con su correspondiente tornillo del mismo paso de rosca que el casquillo.

 

Espárragos de dos cabezas: Este es el sistema de ensamblaje mas utilizado, siendo una unión sencilla, segura, y fácil de deshacer. Esta compuesto por dos elementos, el macho y la hembra, esta ultima es la que  se queda incrustada y es el macho el que se saca. Podemos encontrarlos en distintos tamaños dependiendo del grosor total de los tableros a unir. Existen tanto en plástico como en metal.

 

Tornillos de leva: Se utilizan para la unión de tableros de forma limpia y discreta. Son prácticos para sujetar estantes en librerías. Se compone de un vástago, el cual, va atornillado al componente vertical, el cual encaja en una pieza cilíndrica la cual se puede girar para asegurar el amarre perfecto de los componentes a unir.

 

Con tuerca cilíndrica: Están pensados para la unión de marcos o bastidores de mesas en el que el extremo de los travesaños encajan con el lado de la pata, o un componente vertical

 

Bloques de ensamblaje: Compuestos por dos tacos de plástico interconectados, asegurándose entre si por medio de un tornillo. Se utilizan para asegurar las esquinas de un armario o de otro mueble.

 

Chapas de esquina: Este tipo de unión tiene la particularidad que se puede deshacer de una forma cómoda y rápida. Las aletas o solapas laterales se insertan en ranuras poco profundas realizadas en el interior de cada travesaño.

 

Tacos de aglomerado: Para una fijación correcta de este elemento sobre tableros de fibra será mas resistente si empleamos tacos de plástico de tipo universal. Se realiza un orificio en el canto del panel de un diámetro inferior al del taco, realizando en el otro panel el agujero para el tornillo. Dentro del aglomerado, el taco se expande y se adapta a la madera.

 

Perno y tuerca de pincho: Taladraremos las dos piezas de madera a unir, con una broca del mismo diámetro que el perno. Con unos golpecitos introduciremos la parte de la tuerca con puntas, de esta manera y al introducir el perno podemos realizar la unión de los dos elementos.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on pinterest
Pinterest
Seguridad de puerta compuesta
Clavijas de carpintería

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *