Compartir

Cualquier equipo de ósmosis inversa sirve para obtener agua con una baja concentración de minerales, libre de sabores y olores. Hay ósmosis de diferentes tipos, es importante elegir el equipo que mejor se adapte a tus necesidades:

Ósmosis inversa de 5 etapas
Ósmosis inversa de 5 etapas

Estas ósmosis son las más comunes y suelen ser las más económicas que se encuentran en el mercado. Estos equipos tienen cinco etapas de filtración, que realizan el proceso de ósmosis inversa purificando el agua, dejándola con una concentración de minerales y bacterias muy baja. El agua que produce la ósmosis se acumula en un depósito incluido en el equipo y que se instala junto a él.

Última actualización el 2020-08-14 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Puedes escoger estos de equipos de ósmosis con bomba o sin bomba. La elección dependerá de la presión disponible en la vivienda: en caso de tener menos de 2 bar es necesario optar por una osmosis inversa con bomba.

Ósmosis inversa semi-compacta
Ósmosis inversa semi-compacta

osmosis semi-compactaIgual que el modelo anterior, los equipos semi-compactos son de cinco etapas. La principal diferencia es que los filtros y las conexiones de las tuberías están dentro de una carcasa de plástico. El depósito suele quedar instalado fuera de la carcasa y al lado de la ósmosis.

También pueden incorporar una bomba para aumentar la presión. De nuevo, la elección dependerá de la presión de entrada en la vivienda.

Ósmosis inversa compacta
Ósmosis inversa compacta

Estos equipos de ósmosis inversa son también de cinco etapas de filtración, pero a diferencia de los anteriores el depósito también está dentro de una carcasa de plástico, junto con todas las conexiones. Su principal ventaja es que ocupan un espacio mucho más reducido debajo del fregadero.

Como en los casos anteriores, las hay con y sin bomba y en función de la presión de entrada en la vivienda se optará por un modelo u otro.

Ósmosis inversa de sobremesa
Ósmosis inversa de sobremesa

Los equipos no van instalados debajo del fregadero sino que suelen colocarse en la encimera de la cocina. Su principal ventaja es que no requieren instalar un grifo auxiliar ya que incorporan uno en el mismo cuerpo del equipo.

Incluyen un depósito en el interior de la carcasa, por lo que en la cocina no habrá elementos adicionales aparte de la propia ósmosis.

Ósmosis inversa de flujo directo
Ósmosis inversa de flujo directo

Este es con diferencia el mejor tipo de ósmosis inversa disponible en el mercado. Su principal característica es que no tiene tanque de acumulación, produce el agua directamente, eliminando así cualquier posibilidad de contaminación del agua.

Tiene un índice de rechazo de agua por litro producido mucho más bajo que el resto de equipos e incorpora una bomba para garantizar que trabaja en óptimas condiciones.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here