Compartir

El cortacésped es una de las máquinas con mayor frecuencia de uso en el jardín, y es que para mantener una pradera en condiciones óptimas es necesario cortar el césped casi cada semana durante el verano y buena parte de la primavera. Por tanto es importante hacer esta elección teniendo en cuenta no sólo la capacidad y duración de la máquina, sino también la comodidad de quién debe utilizarla.

En este artículo te presentamos los criterios para su elección y en nuestro catálogo de Tuandco encontrarás información más amplia sobre las características de cada producto.

  1. La medida de la pradera
  2. Tipos de cortacésped
  3. Motor
  4. Munching
  5. Otras prestaciones

¿Cuál es la mejor cortadora de césped?

Última actualización el 2020-01-20 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

1. La medida de la pradera

La medida de la pradera sobre la que debemos trabajar es el primer criterio que debes tener en cuenta: de la medida de la pradera dependerá la anchura de corte de la máquina. Es importante respetar esta relación entre las medidas y la anchura de corte, ya que si por ejemplo escoges una máquina más pequeña de lo debido, necesitarás dar muchos más paseos, tanto para cortar todo el terreno como para descargar el césped que vas segando.

  • Pradera pequeña, inferior a 150 m²: tendrás suficiente con una máquina que tenga una anchura de corte de 34 cm o inferior.
  • Praderas de hasta 500 m²: dispones de máquinas de hasta 40 cm de anchura de corte.
  • Praderas por encima de los 500 m²: puedes escoger entre diferentes máquinas de más de 40 cm de anchura de corte.

2. ¿Eléctrica o de gasolina?

Las máquinas eléctricas tienen un mantenimiento muy cómodo y sencillo, además de ser silenciosas, pero sólo son eficientes en praderas pequeñas o en praderas medianas que no tengan obstáculos y permitan mover los cables sin dificultad.

Por el contrario, las máquinas de gasolina aportan una gran autonomía, aunque obliguen a mantener más cuidados: usar siempre mezcla de aceite en la gasolina y hacer un mínimo mantenimiento del motor. Los motores térmicos están también preparados para proporcionar más prestaciones, que son de agradecer cuando hay muchos metros cuadrados por cortar. En todos los casos, pero especialmente en el de los motores de gasolina, es fundamental que leas con atención las instrucciones de uso de la máquina y de  cómo se hace su puesta en marcha. Así aprenderás fácilmente cómo manejarla y evitarás averías que, si se producen por un mal uso, te crearán serias limitaciones a la hora de reclamar la garantía.

3. Motorización

La dimensión de los motores de las máquinas cortacésped suele depender del ancho de corte de su chasis que, como decíamos al principio, depende a su vez de las medidas de la pradera que quieras segar.

Los motores de las máquinas que te ofrece Tuandco son de una alta calidad y están diseñados con tecnologías modernas de válvulas en cabeza, que mejoran el consumo y reducen las emisiones gracias a su mejor aprovechamiento de la combustión. Motores como Alpina, Briggs&Stratton u Honda son motores muy reconocidos en sus distintas potencias y prestaciones.

Los motores de mayor potencia y rendimiento te garantizan que, además de cortar el césped no perderán potencia, incluso en céspedes altos o muy rústicos y resistentes. Así que por ejemplo, si has dejado crecer demasiado el césped y no cuentas con una máquina potente, deberás recortar un poco en una primera pasada y hacer el resto en otra. De lo contrario, las cuchillas perderían velocidad por la resistencia de la hierba y no harían un corte limpio, perjudicando la salud del césped.

Otro aspecto importante de una buena motorización es que también mejora la absorción de la hierba segada y su proyección al depósito, con lo que evitarás tener que recoger después los restos de hierba segada. Por último, la calidad de los motores suele estar relacionada con su nivel de ruido y su facilidad de arranque en frío: cuando mejor es el motor, menos ruido hacer y mayor capacidad de arranque en frío tiene.

4. Mulching

Los modelos con mayor potencia tienen en ocasiones sistemas de triturado especial de las hojas y aperturas especiales, para devolver total o parcialmente (según modelos) la hierba segada al suelo. Este sistema de acolchado, conocido también como mulching, sirve en algunas épocas del año para proteger el césped frente las condiciones climatológicas extremas y para abonar la tierra.

Para realizar esta técnica, tienes que contar con una máquina que sea capaz de córtalo y triturarlo o, si no tienes un cortacésped con esta característica, utilizar un biotriturador. Es muy importante no confundir el mulching con dejar restos de hierba cortada sin triturar. Esto último, al ser plantas muy grandes, produce una descomposición y secado demasiado lentos, propiciando la aparición de hongos y enfermedades para el césped.

5. Otras prestaciones

Si bien la motorización de la máquina y su dimensión son aspectos primordiales, también es interesante tener en cuenta estos elementos a la hora de escoger un cortacésped:

– Chasis: La calidad del chasis y su facilidad de limpieza son aspectos importantes, ya que para mantener una correcta higiene de la máquina deberás limpiar con frecuencia la zona de cuchillas. Los chasis de acero son los más resistentes, especialmente los de acero inoxidable. Las máquinas eléctricas suelen montar chasis ligeros de polipropileno, un plástico también muy resistente a las condiciones climáticas.

– Tracción: En el caso de los modelos de gasolina, que tienen mayor peso, se agradece que la máquina camine sola para realizar el trabajo. Los modelos más completos y con motores más potentes incorporan además distintas marchas para que sea más sencillo adecuar la velocidad de la máquina a tu propio paso.

El resto de prestaciones (ruedas, regulación de altura, criterios ergonómicos) está resuelto de forma adecuada en todas nuestras máquinas, si bien presenta algunas características específicas que van en consonancia con la calidad general del modelo que escojas. Por ejemplo, las ruedas de las cortadoras más potentes suelen ser también más grandes e ir dotadas de sistemas de rodamiento de mayor calidad. También ocurre con los recogedores, cuya dimensión está en consonancia con la potencia de la máquina para su llenado. Los recogedores más adecuados son los flexibles, con tejidos de malla, que facilitan con creces la recogida de césped y también la máquina sea muy fácil de guardar.

cortabordes
cortabordes

– Cortabordes: A veces las praderas tienen zonas con paredes, bancos, farolas, …. elementos que dificultan mucho la accesibilidad de las máquinas cortacésped. Para estos casos resulta muy útil tener también un cortabordes, que permite cortar la hierba de estas zonas de acceso complicado.

Si sólo se trata de recortar algunas zonas muy limitadas puedes hacerlo directamente con la tijera cortabordes, una herramienta de poda manual.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here